Posts Tagged ‘Metas’

Son tus actos los que te definen

Son tus actos lo que te definen, es una frase famosa de la película Batman, que dio vueltas en mi cabeza y no se ha borrado…muchos autores afirman que el éxito es cuestión de actitud. Unos de mis autores preferidos Stephen Covey habla del principio 90/10, ¿Cuál es este principio? El 10% de la vida está relacionado con lo que te pasa, el 90% de la vida está relacionado por la forma en como reaccionas. ¿Qué quiere decir esto? Nosotros no podemos evitar que el carro se descomponga, que el avión llegue tarde, lo cual tirará por la borda todo nuestro plan. Un autobús puede obstaculizarnos en el tráfico. No tenemos control de este 10%. El otro 90% es diferente. Tú determinas el otro 90%. ¿Cómo?…Con tu reacción.

Según, Kimball Young se puede definir una actitud como la tendencia o predisposición aprendida, más o menos generalizada y de tono afectivo, a responder de un modo bastante persistente y característico, por lo común positiva o negativamente (a favor o en contra), con referencia a una situación, idea, valor, objeto o clase de objetos materiales, o a una persona o grupo de personas.

Ahora, ¿Qué papel juegan nuestros pensamientos y las emociones en esas acciones?

El proceso de pensamiento es un medio de planificar la acción y de superar los obstáculos entre lo que hay y lo que se proyecta.

Por otro lado, las emociones en nuestro cuerpo pueden ser positivas o negativas, según la capacidad de adaptación de nuestro ser. Las emociones negativas como el odio, el rencor, la frustración, la culpa, el miedo y la tristeza, sólo generan en forma automática imágenes negativas dentro de tu mente, lo cual provoca que no se logren tus sueños. Las imágenes positivas como por ejemplo, la alegría, la fe,  el amor, la paz interior, te provocan emociones positivas y por lo tanto, la forma en la que actúes va a ser también favorable para que tus metas se hagan realidad.

Luego de explicar este hecho, ¿Cómo alcanzo mis sueños?

Antes que nada, lo primero que debes tener bien claro en tu mente, es ¿qué quieres hacer en tu vida?, ¿Qué te apasiona? ¿Qué es lo que disfrutas hacer?

Una vez que lo tienes bien claro, escríbelo y comienza a crear imágenes en tu mente sobre cómo te ves logrando lo que tu quieres, imprime emoción al crear esas imágenes en tu mente.

Te recomiendo que consigas imágenes de revistas relacionadas con tu meta, recórtalas y haz un collage, de tal forma que diariamente eches un vistazo y hagas consciente todos los días qué es lo que quieres lograr.

Al generar pensamientos de tu meta en la mente consciente, traes imágenes de esos pensamientos, y esto provoca una emoción, que debe ser positiva, ya que se trata de tu sueño, de lo que quieres ser.

Tú seleccionas tus pensamientos, tus pensamientos crean imágenes, las imágenes que puedes ver dentro de tu mente son positivas. Cuando estás contento te es muy fácil sonreír y ser amable con las personas que te rodean, por lo tanto, vas a llevar a cabo acciones positivas.

 

Anuncios

Los nadadores

Había una vez una pareja que había satisfecho muchas de sus ambiciones. Pero aún tenían pendiente uno de sus mayores sueños: querían nadar hasta el Japón. Pensaron mucho al respecto y por fin, un día iniciaron su aventura. No estaban muy acostumbrados a nadar, así que les resultó una tarea ardua. Pronto se dieron cuenta de lo pesadas que se habían vuelto sus extremidades. Les dolían por el esfuerzo constante, especialmente cuando nadaban contra corriente. Gradualmente, sin embargo, sus cuerpos se acostumbraron al ejercicio y desarrollaron un ritmo que exigía poco esfuerzo.

Empezaron a reparar en el agua que les rodeaba y en cómo cambiaba de color al cabo del día. Por las mañanas, era clara y azul, y cuando la luz se reflejaba, aparecían destellos de verde esmeralda. Cuando el sol se ponía, mostraba los ricos y cálidos colores del cielo al atardecer. Contemplaron el agua, los peces plateados que nadaban a su lado durante el día, las oscuras sombras que les rozaban desde las profundidades. Advirtieron cómo cambiaba el sonido de las olas cuando chocaban contra sus cuerpos y repararon en los sutiles cambios del tiempo, en cómo la brisa se transformaba en viento para volver de nuevo a brisa. Aprendieron a encontrar comida en el agua, a alimentarse y a utilizar sus cuerpos sin esfuerzo. Desarrollaron un aguzado sentido del olfato que les permitió detectar cambios en el entorno por la fragancia que la brisa transportaba.

Nadaron durante días y semanas sin rastro de tierra a la vista. Un día, vieron el perfil oscuro de la tierra en el horizonte. Continuaron nadando y reconocieron las costas del Japón. Conforme se aproximaban, se volvieron más silenciosos, hasta que, por fin, se miraron y en ese momento lo supieron. Se dieron la vuelta y continuaron nadando mar adentro.

FUENTE: http://www.pnlnet.com/editoriales/a/1538

Mi aprendizaje: En el camino hacia las metas conseguiremos tempestades, lo importante es ver en ellas un sin número de circunstancias positivas como: los valores físicos, espirituales, sociales,  manejo de emociones y  muchas valencias que desarrollan nuestro ser. Por otra parte, al llegar a la meta queremos saborear la belleza de esa batalla y avanzar hacia otra.

¿Cual es tu aprendizaje?